¿y que pasó con la primera comunión?

Como les conté hace tiempo mi hijo mayor hacía su Primera Comunión y yo me pasé un buen rato buscando ideas, les quiero mostrar lo que hicimos al final.

  1. Recuerdos: Queríamos que el recuerdo fuera algo hecho por el festejado. Dimos varias vueltas y al final hicimos unos llaveros. En una tienda on line (en Chile acá) compramos distintos accesorios para hacer los llaveros. Mi hijo los eligió todos, dentro del tema de la celebración. Acá lo que compramos:

llaveros

Con un alicate chico, fue abriendo las argollas y juntando las piezas en distintos ordenes, con los palitos (se llaman de otra manera, pero no me acuerdo :)) juntó mostacillas y también los ovalos que dicen love con las cruces chicas. Quedó algo así

llaverofin

Con mi Big shot hicimos mini cajas de leche, a las que les agregamos cruces, y pusimos los llaveros adentro. Para los que no tienen esa maravilla (quise mi big shot tanto tiempo antes de tenerla), les dejo un molde para que con mucha paciencia puedan hacerla a mano en sus casas (acá). El secreto está en marcar muy bien los pliegues antes de armar y pegar.

caja recuerdo2. Libro de visitas

arbol

Queríamos dejar registrado de alguna manera quienes nos acompañaron en este día tan especial. Primero barajamos la idea de un libro de visitas, una especie de libreta en que todos firmaran y escribieran algo. Luego pensé en lo que escribirían… tan largo algunos y tan poco significativo otros… nuevamente recurrí a la fuente de todas las inspiraciones (aka Pinterest) y encontré unos arboles sin hojas, donde cada invitado estampa su huella digital y firma a modo de hoja… Lo encontré lindo y novedoso! Ninguno de los invitados quedó indiferente! Imprimí este árbol, compré un marco de fotos en el supermercado (nada muy especial), lo puse en el marco (sin el vidrio al principio), compré 4 colores de tintas (en cualquier tienda para scrapbook hay) y lo dejé sobre una mesa con los recuerdos. Así, cuando alguien se iba, ponía su huella, su firma, y se llevaba su recuerdo. Lindo, no?

3. Candy Bar: 

candy bar 1c

La hora de la ceremonia era tarde, por lo que según mis cálculos llegaríamos a la casa a una hora cercana a la comida, pero sin haber comido nada desde el almuerzo.. hicimos sandwiches de carne, con distintos acompañamientos que cada uno armaba según su preferencia, y una mesa dulce (candy bar) con distintas cosas para que pudieran comer los niños y los grandes también.

Hice algunos cake toppers, simplemente usando el mismo dibujo de los recuerdos, dentro de círculos con el borde de color, que imprimí y recorté yo misma en mi casa, luego los pegué con silicona caliente a palos de brocheta y los distribuí por la mesa. Agregué pompones de papel, un banderín de tela con su nombre, puse flores en cada lado de la mesa y lo que más les gustó a los niños (no tengo fotos eso si) monedas de chocolate con etiquetas, las que imprimí en papel adhesivo, y corté y pegué a mano en cada moneda. Un pequeño detalle pero que le dio más vida a este candy bar. Distintas alturas para los dulces (forré incluso una caja de zapatos para poner las galletas a un nivel distinto del resto) y listo!.

Creo que fue un día redondo, con una ceremonia preciosa, impecable y muy recogida, y con una fiesta en la casa, donde todos pudimos acompañar a mi hijo en este paso tan importante.

Anuncios

Decoración cumpleaños de Avión

A pesar que tenía mucha inspiración, varias ideas dando vuelta en mi cabeza para la fiesta de cumpleaños de avión, fue poco lo que finalmente alcancé a hacer.

Acá van algunas de las cosas, que sirvieron de complemento a mis mini piñatas.

deco1
Una decoración fácil, rápida, y que siempre aporta, son las guirnaldas de papel. En este caso, elegí el mismo tema que usé en la invitación al cumpleaños, usando incluso los mismos moldes para cortar. Unos cuantos aviones rojos, nubes, y luego a la máquina de coser. Hice dos guirnaldas grandes, una para colgarla junto con las piñatas, y la otra simplemente la pegué en una ventana con un poco de washi tape (que también recorté en forma de nube).

deco4
Para la mesa, en mi caso, era una mesa baja, funcionaría de la misma manera para un candy bar, usé (la verdad, reutilicé) un mantel plástico de color azul liso. Con cartulina blanca (la misma de las nubes de las invitaciones y guirnaldas) corté nubes más grandes. Las pegué con cinta adehsiva de doble contacto al mantel y listo!! Me quedaban todavía algunos aviones rojos, los pegué de la misma manera. Cuando llevaba dos pegados al mantel, se me ocurrió hacer algunos adornos para los platos, por lo que, con unas lindas bombillas de papel (con estampados de estrellas), les pegué con silicona un avión rojo a cada una, y los puse afirmados en la comida. Para poner las cosas, usé unos lindos platos desechables rojos estampados a lunares, en menos de 10 minutos tenía todo listo!!

deco2
Y por último, para las sorpresas o recuerdos, usé nuevamente el mismo modelo de avión, esta vez lo recorté en un papel estampado de nubes (no encontré el mismo que puse en las invitaciones pero me gustó igual), pegué los aviones con silicona a unas pinzas de ropa de madera (acá se encuentran en cualquier supermercado), bolsas de papel blancas con puntos rojos y listo!! para diferenciarlas escribí el nombre de cada niño afuera.

El cumpleañero disfrutó de todo! comió como nunca y hasta sopló su vela y aplaudió. Una fiesta inolvidable.